Páginas

domingo, 16 de agosto de 2009

Hermenéutica cultural sobre un videoclip de 'God Help the Girl' (O: Mnemotecnia solipsista en torno a la deriva 'indie' de los tiempos modernos)



Facebook como género literario 'reloaded': "Antonio J. Rodríguez: a pesar de todo, su espíritu esconde aún residuos de radiaciones catódicas ante el europeísmo neoyorquino-woodyalleniano de un posible Pat Bateman que toma alegres frappus con Jessica Parker y teclean artículos de pornosoft en el iMac Apple dentro de la Big Apple; y arrastra al extremo de lo paródico la pretensión encomiable de inocular reputación al icono del siglo XXI que encarna el matrimonio Monsieur&Madame BoBory”. La cita tiene que ver con una recomendación sobre la versión que God Help the Girl hace del tema de Belle & Sebastian Funny Little Frog: A nivel lírico, se trata de una rutinaria canción de romance (“I come home late and lover your soul”, etcétera) que comporta exiguos niveles de riesgo poético; en otras palabras, y si es posible trasladar el debate poético a la canción, la escritura que hallamos aquí es machadiana, intemporal. Como dice Colinas en el interesante prólogo que hace a la reciente antología 'Nuestra poesía en el tiempo' (Siruela), poesía como “género literario 'a contracorriente' de los mensajes habituales, de los mensajes de nuestro tiempo”. Casi aforística y lapidaria, en palabras de Nietzsche: “la buena frase, demasiado dura desde el punto de vista del tiempo, imperecedera en medio de todo lo que cambia”. Es por ello por lo que esta clase de creaciones no concluyen con la música en sí, sino en su puesta en escena: fotografías de grupo y videoclips. Como los actores del porno (con conciencia de clase) de Erika Lust, los integrantes de God Help the Girl trabajan con 'laptops' potentes ('Netianas', como Remedios Zafra): Se presumen representantes de profesiones liberales, especialmente sensibles respecto a la producción de capital simbólico, incluso de aquel contracultural (el guionista del clip vio pertinente que stencils tuvieran una tímida presencia). Material de estudio para Dave Brooks: “Pese a que desearías odiarlos, a duras penas puedes evitar experimentar una punzada de aprobación al ver a esos dioses del currículo.” Lectores de revistas para decorar el loft pero probablemente también de 'Esquire'. Consumidores de pizza, aunque delaten una erótica fisonómica —e intelectual— insoslayable. Chicas sexys, sí, pero por iniciativa propia, es decir no por influencia subliminal del medio AV. Indies herederos del imaginario presente en series como 'Friends' o 'Edición anterior', y por supuesto, 'Sex in the city' (de ahí el idílico matrimonio que compondría una Jessica Parker capaz de ablandar al mismísimo Chris Bale). Bebedores de té, café o infusiones; estimulantes blandos, en cualquier caso. 'Soft life': amantes de los paseos bucólicos y ropa de abrigo. Fin del camino punk, salvaje. Iconos del capitalismo rosa (Illouz) y del cosmopolitismo descolonialista —nótese la presencia de la corista negra, encargada de agregar la veta soul—. Ciudadanos que abandonaron la metrópolis para acudir a espacios sin estrés aunque mantengan el contacto con los epicentros financieros (¿reinventar a Richard Florida?). Como advertí en mi reseña de 'Segundo matrimonio', la deriva socialfilantrópica del capitalismo ha permutado al Michael Douglas de 'Wall Street' (años 80-90) como baluarte existencial por cualquiera de los papeles que Woody Allen otorga a sus actores (siglo XXI). Para bien o para mal, todo nace y muere en Anglosajonia.

10 comentarios:

Paula dijo...

Dios ¿Cuantos habré conocidos de esta calaña? Creo (y si no, corrígeme) que caes en el arquetipo que ahora intentaré mostrar lo más brevemente:

Adornadito con plumas ajenas; eterno candidato y aspirante a la grandeza y perfección, eternamente impotente y siempre mediocre. Sirviente, alumno, admirador del Arte, que se mantiene en la antesala.

Inclinados sobre vuestro papel, os olvidáis incluso de vuestras propias personas y no os importa perfeccionaros en vuestro propio, personal y concreto estilo, sino perfeccionar no sé qué cuentos abstractos e imaginarios.

En vez de que el Arte os sirva, servís al Arte.

Si no dicen que Wallace Foster es un “gran escritor” o lo anuncian por alguna parte quizá pase indiferente por vuestros ojitos miopes.

Solo sabéis esconder vuestras cabezotas en la arena ante la posible violación, y, ocupados en vuestra “culturización” no tenéis tiempo ni ganas mas que para eso. Mientras en realidad sois sin cesar violados, adoptáis un semblante como si nada ocurriese (solo entre vosotros os divertís) y vuestra madurez es tan madura que solo sabe convivir con la madurez

Junto a una persona no tan bien informada como tú, no tan bien trabajada intelectualmente como tú, no tan buena escritora como tú, no tan buena, etc. como tú. Junto a una persona analfabeta, formada más fuera que dentro de casa, veo que hay un profundo silencio, parece que os molesta un poco, hay algo en esa persona por la que os sentís apresurados a escapar para meteros de lleno en cualquier libro y “salvaros”. Pero como apenas poséis carácter, no os queda más que hacer algunas preguntas donde os podáis erguir en vuestra intelectualidad y representar todas las muecas y poses.

Repudiados. Adoptáis algunas formas que no pertenecen a vuestro ámbito o círculo (refugio) intelectual-Artístico (porque para vosotros, arte es con mayúsculas) sino a aquel del que escapáis, del que no podéis permanecer mucho tiempo. “Queda guay, queda progre, es una forma de que no me muerdan tan fuerte aquellos de los que escapo”.

Paula dijo...

Os consoláis con pobres, secundarios éxitos, regalándoos mutuamente cumplidos, y buscando cada vez nuevas mentiras para justificar vuestra razón de ser, tan sospechosa.

Todo es imitación, es aprendido de los maestros y vosotros no hacéis otra cosa que agarraros al faldón de los genios, repitiendo tras ellos y peor que ellos, produciendo hacinamiento allí donde no hay hacinamiento.

Vuestra situación es falsa y, siendo falsa, tiene que engendrar frutos amargos y ya dentro de vuestro gremio crecen el mutuo desdén, la malicia y la desestimación

El primer y despiadado repudio se lo aplica al lector común.

El segundo, a su realidad, que no supo expresar, siendo copiador e imitador de los maestros.

El tercer repudio y puntapié, el más infamante de todos, le viene de parte del Arte, en el que quiso refugiarse, y el cual desprecia por incapaz e insuficiente.

¿Un retrato?¿Una fotografía donde exprese el gesto de “arduo y quemado investigador o critico”?

¿Nunca te ha venido a la cabeza lo impura, mezclada y agudamente inmadura que es esta región de la cultura, región que quieres encerrar en fraseología simplista?

Mira que diferente sería la actitud de aquel que en vez de empaparse de toda esa fraseología fabricada por un millón de metafísicos-estéticos concepcionalistas, con mirada fresca, abarcara el mundo, compenetrándose con la enorme influencia de la forma sobre la vida humana.

Seamos sinceros, señorito.

Yo pertenezco a la calaña de las que no soportan la extrema artificialidad y vulgaridad de estos círculos artísticos. Me veo obligada a sufrirlos por el trabajo. Pero les metería a todos una buena patada en el culito que tanto se tapan.
Me dicen que exagero, que tampoco es para tanto, que es una tontería meterse en esos caminos, que me aburro mucho, pero cuando ese esnobismo y tontería hace mal, te atraviesa con su espada de mentira y con gesto de ejecución “verdadera”, me desmontan entera, y voy de un lado a otro golpeando en los blogs esperando ver algo más que poses y cultos y citas y mentiras y definiciones y formas y… el seguimiento del guión para ser un intelectual.

Un saludo.

luna dijo...

estás vos refressssy

Ibrahím B. dijo...

Estimado o estimada Paula:

Si le parece correcto, la próxima vez que quiera publicar un post en mi propio blog se lo remito para que dialoguemos los cambios estilísticos y/ o temáticos que estime oportunos. Solo tiene que darme una dirección de correo y una identidad.

Ahora voy a castigarme con leer los últimos 50 números de 'Hola', publicación que probablemente me devuelva a la escritura pedestre.

Gracias por permitirme respirar.

Buenas noches,

Paula dijo...

Clementine88@live.com

Paula dijo...

AH! no es necesario leer "hola" (ni leer) creo que basta con no tener prejuicios o problemas a la hora de ponerse otro traje diferente y frecuentar otros "locales"

Ibrahím B. dijo...

Hay testigos aquí que han advertido cómo todavía queda gente desconocedora de la palabra "ironía".

Muy serio lo suyo, eh.

luna dijo...

Paula quiere que frecuentes "su" local.

Poli dijo...

¿Todavía hay gente desconocedora de la palabra ironía? Menos mal que hay gente que lo advierte,que esta atenta a todo lo que se nos cae de encima. Yo agradezco a estos serviciales hombres a que me ayuden.

Y mi local es muy pequeñito. Aqui una se asfixia.

Paula dijo...

Lo mio es serio y lo suyo, puro cachondeo. Solo hay que leerle. Pensar que hay algo mas que "productos intelectuales" para ver cómo sus escritos colmaditos de citas (que son sus pilares) se tambalean.